San Luis Potosí, México

MÓNICA RANGEL, CONSEJERA Y MILITANTE PRIÍSTA AHORA PRECANDIDATA DE MORENA

El columnista Juan José Rodríguez reveló en su artículo semanal publicado en el periódico Pulso, datos que confirman que Mónica Liliana Rangel Martínez sí tenía militancia en el Partido Revolucionario Institucional (PRI) a pesar de que ella misma lo negó el día de su registro como precandidata a gobernadora por Morena.

En su columna “LAS NUEVE ESQUINAS”, que este jueves encabezó: NO MENTIR, NO ROBAR, NO TRAICIONAR AL PUEBLO”, el columnista y analista político habló sobre el proceso interno de Morena para elegir a su candidata a gobernadora luego de varias vueltas que ha dado en proceso.

En el texto, se refiere a que el riesgo mayor en Morena “no es tanto una cierta trivialización de su proceso interno para designar candidata a gobernadora por la abundancia de aspirantes (…), sino una larga serie de conflictos entre ellas, de ellas con su dirigencia partidista que conduzca a la judicialización y de ellas y sus apoyadores con otras instancias políticas fuera de la arena propiamente electoral”.

En este sentido, considera que un eventual detonante del conflicto podría ser la participación de Rangel Martínez, “quien con razón o sin ella es vista por muchos morenistas simplemente como alguien oportunista y advenediza, mientras que para otros es una pieza avanzada en el tablero por intereses ajenos a los legítimos de Morena”. Refiere que la secretaria de Salud con licencia es vista por algunos como un “Caballo de Troya” para favorecer a otro proyecto político.
“Sea lo que fuere, por lo pronto es un hecho incontrovertible que la Secretaria de Salud con licencia (no renunció, solo pidió autorización para ausentarse unas semanas) inició con el pie izquierdo su andadura como prospecto morenista”, continúa Juan José Rodríguez.

Describe que el lunes, antes de ingresar a las oficinas de Morena en la Ciudad de México, fue cuestionada por el periodista Omar Niño sobre por qué buscaba ser candidata de Morena y no del PRI, a lo cual, Rangel Martínez respondió: “yo no estoy afiliada a ningún partido. Sí se me identifica mucho con el PRI; además es un partido que compañeros de muchos años que conozco, que respeto, que admiro, que he aprendido mucho de ellos, pero bueno, en los últimos doce años he apoyado al candidato que va por ese partido. Yo creo que por eso me identifican tanto con ese partido y porque he estado ahí muy cerca”.

En seguida, el columnista califica esta respuesta como “chapucera”, porque es una mezcla de “medias verdades y mentiras completas”, esto, dado que Rangel Martínez —detalla—, no solo fue militante sino cuadro distinguido del PRI potosino, de cuyo Consejo Político Estatal 2017-2021 formó parte.

“Tengo a la vista la lista oficial de ese cuerpo colegiado con los nombres de sus 401 integrantes. Con el número 309 aparece el de la doctora con todos sus datos y el nombre de su suplente, Marlene Poblano Montalvo (…). El mismo documento indica que MLRM fue electa consejera por la estructura territorial del partido, mediante una planilla. ¿Qué significa esto? Entre otras cosas, que para ser consejera debió llenar una solicitud de afiliación al partido y luego debió entregar documentación varia para ser incluida en la planilla correspondiente”.

Más adelante, Juan José Rodríguez advierte que, si se contrastan los hechos documentados con los dichos de la doctora el lunes pasado, “encontramos que unos y otros no se corresponden”. En seguida, reproduce otra parte de las declaraciones de la titular de Salud: “‘Yo creo que por eso me identifican tato con ese partido (el PRI) y porque he estado ahí muy cerca’. No doña Mónica, discúlpenos, pero no quiera vernos la cara de sus tontos. Usted no estuvo cerca del PRI, estuvo adentro, mero adentro, formando parte de su principal órgano colegiado de decisión y participando en sus deliberaciones”.

“Lo que vuelve grotesco este episodio es que la convocatoria para registro de precandidaturas expedida por el CEN de Morena dispone en su punto 4 que ‘La solicitud se acompañará con la siguiente documentación impresa y digitalizada… inciso m) Documento de compromiso de asumir los principios de no mentir no robar y no traicionar al pueblo, así como apoyar y promover el proyecto y los valores de la Cuarta Transformación, en el formato que para tal efecto emita la Comisión Nacional de Elecciones’. Esto implica que al mismo tiempo que les decía mentiras o medias verdades a los periodistas, cargaba en su portafolio un documento firmado comprometiéndose a hacer exactamente lo contrario en materia de veracidad. Se necesita fuerte vocación de desfachatez”, agrega.

Tras mencionar casos de presumible corrupción por parte de Rangel Martínez como titular de los Servicios de Salud, en los que estuvo relacionado Gabriel Salazar Soto y diversas empresas fantasmas a las que ha entregado contratos millonarios, Juan José Rodríguez escribe: “si la doctora no ha robado, lo que diversas instancias fiscalizadoras, mediáticas y cívicas le hemos descubierto, se le parece mucho. Esto, por lo que hace al otro principio de la Cuarta Transformación: ‘No robarás’”.

“Finalmente, por cuanto al tercer mandamiento lopezobradorista de ‘no traicionar al pueblo’, no sé cómo se le pueda llamar a la decisión de doña Mónica Liliana de abandonar su responsabilidad de velar por la salud de los potosinos en el peor momento de la peor amenaza sanitaria del último siglo, para ir a buscar una nueva chamba”, sentencia el columnista.

Por otra parte, en sus “COMPRIMIDOS”, Juan José Rodríguez también hace mención de otra precandidata morenista, Paloma Rachel Aguilar Correa: “Por más que lo intento no concibo que después de ser parte de su ayudantía personal por cosa de un año y que luego de haberla promovido a un cargo equivalente a la Oficialía Mayor del SAT, que es más grande, importante y poderoso que varias secretarías de estado (con un sueldo neto inferior en solamente 8 mil pesos al del Presidente de la República), súbitamente Andrés Manuel López Obrador haya decidido mandarnos a Paloma Rachel Aguilar Cadena a enfrentar la catástrofe, a perder, a hacer el ridi. Solo que hubiera cometido un pecado grandísimo”.

Compartir nota:

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

VIDEOS

EDITORIALES

DESTACADA